Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida

Ingredientes: Para las bolitas de coco: 100g de coco deshidratado, 140g de leche condensada. Para las bolitas de chocolate: 200 g de chocolate fondant o de cobertura, 200 ml de nata líquida, 65 g de granillo de chocolate o fideitos o bien cacao en polvo.

Preparación

  1. Disponer el coco rallado en un bol grande. Añadir, poco a poco, la leche condensada y remover con una cuchara de madera o silicona. Cuando tenga una consistencia espesa pero moldeable, tapar con film y dejar enfriar en la nevera unos 20-30 minutos.
  2. Pasado ese tiempo, coger pequeñas porciones con ayuda de un par de cucharillas, e ir formando bolitas con las manos. Disponer las bolitas en un plato plano y, después, colocar en pequeñas cápsulas de papel rizado. Dejar reposar en el frigorífico hasta el momento de servir.
  3. Trocear fino el chocolate, introducirlo en un bol y reservar. Verter la nata en un cazo, llevarla a ebullición y añadirla el chocolate. Dejar que se derrita el chocolate unos instantes, remover bien con una espátula. Dejar que se entibie e introducir en el frigorífico.
  4. Cuando la preparación esté consistente, formar las bolas de chocolate, aproximadamente de igual tamaño que las de coco. Con ayuda de un par de cucharillas, coger porciones y darles forma con las manos. No pasarse en el tiempo para que no se deshagan.
  5. Verter el granillo o fideos de chocolate en un plato hondo o bol y pasar las bolitas, hacerlas rodar para que se cubran con granillo por todos los lados. La mitad de las bolitas de chocolate podemos pasarlas por cacao en polvo. Colocar, después, todas las bolitas de chocolate en cápsulas de papel rizado y reservar en el frigorífico hasta el momento de servir.
  6. Servir en una bandeja ambos tipos de bolitas juntas.

Etiquetas: postres, dulces, chocolates