Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida

Olsen Madrid: Elaboraciones en crudo

Placer en estado puro. Olsen Madrid (Prado, 15. Tel. 91 429 36 59. Madrid. www.olsenmadrid.com) estrena carta… una carta donde cada plato es una delicia. Pero, sin lugar a dudas, los sabores crudos se van a convertir en la tendencia indiscutible durante los próximos meses de otoño. El carpaccio y el tartar han sido elegidos por el chef, Germán Martitegui, como protagonistas. No uno, ni tampoco dos, sino hasta cuatro platos únicos para descubrir ingredientes asimismo singulares y clave de la dieta del Norte de Europa como el ciervo o el atún rojo. Y para saborearlos todos, Olsen Madrid propone un Menú Degustación de estos cuatro bocados para dos, a 28 euros por persona, aunque también podrán pedirse como platos individuales. En definitiva, un goce para quienes prefieren su ligereza, antes de que los rigores invernales nos obliguen a consumir guisos mucho más contundentes.

Martitegui ha elaborado cuatro nuevas recetas en las que destaca la materia prima, de gran calidad. Con maestría y sazonados en su justa medida, elige como acompañamiento frutas, verduras y especias; sin excesos y de forma equilibrada para que se potencie y ensalce el sabor de pescados, mariscos y carnes, cortados finamente y, cómo no, crudos. El pescado elegido para el primer carpaccio es el atún rojo con remolacha, frambuesas, queso de oveja y krein -rábano picante-, (12 euros). Los de moluscos cuentan con dos productos estrella: por un lado, vieiras frescas con huevas de salmón, tapioca, lima y peras (13 euros); por otro, gambas con lemon grass, limón y geleé de pepino (12 euros). En cuanto a la carne, la encontramos en forma de tartar de ciervo con huevos de codorniz, pan de mostaza y compota de tomates (12 euros).

Estas nuevas preparaciones en crudo no sólo constituyen una propuesta gourmet diferente y deliciosa, sino también la elección perfecta tanto para los almuerzos como para las cenas, ya que resultan muy digestivos. La opción de la degustación propiamente dicha de los carpaccios se ofrece a la hora de la cena, aunque a mediodía también los encontraremos en carta, individualmente.

Además, entre la amplia carta de vodkas de Olsen Madrid, con más de 80 sabores y algunos macerados en el propio restaurante, se puede encontrar el maridaje perfecto para potenciar los matices de cada especialidad. Si el comensal lo desea, también puede elegir un buen vino. Y tras la cena, la noche se prolonga en la planta baja, en el Belvedere Winter Lounge, con música electrónica, un ambiente muy sofisticado e internacional y una amplia selección de cócteles.

Olsen Madrid se ha posicionado como una de las direcciones más cosmopolitas de la capital, punto de encuentro de un público ecléctico y moderno. Las líneas puras y la madera clara definen este restaurante y lounge, situado en el centro neurálgico tanto desde el punto de vista empresarial como turístico.

Datos

Etiquetas: restaurantes, madrid