Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Lifestyle
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

ConSuPermiso - gana dinero desde casa

Arkoreal Jalea Real Royal´fruits, un producto top como reconstituyente

Con goji, granada y baobab

La Jalea Real es el complemento alimenticio más consumido en España. Su riqueza en proteínas, vitaminas y minerales hacen de ella un “cóctel nutritivo”, como bien sabemos es el alimento de las abejas reinas. Aun así, a pesar de que ya de por sí es estupendo, en Laboratorios Arkopharma han querido mejorar su increíble fórmula… Todo un reto…. ¡Y lo han conseguido!

Por ello, hoy en Nutriguia.com os presentamos la última novedad de la gama: Arko Real Fruits que asocia a la jalea real tres súper alimentos: Bayas de Goji, Granada y Baobab.

  • Las bayas de Goji son ricas en antioxidantes, vitaminas y minerales. Han sido utilizadas tradicionalmente en China para aumentar la longevidad.

  • El extracto de Granada es rico en polifenoles y antocianósidos, un coctel antioxidante de gran interés.

  • El Baobab es un árbol cuya pulpa es muy rica en nutrientes y fibra.

Estos tres tesoros de la naturaleza, unidos a las propiedades de la jalea real, hacen de Arko Real Fruits un producto TOP como reconstituyente.

Comer es una historia

  • Lo que usted no sabía (pero comía)
  • Un paseo gastronómico universal

Comprar el libro Comprar el libro

Un exhaustivo viaje a través de la historia de la gastronomía, desde los tiempos prehistóricos hasta la actualidad, pasando por Al-Andalus y América, el restaurante y el gluten. Y España como fondo de pantalla. Este libro promete una lectura de lo más interesante...

¿Quién inventó las primeras conservas? ¿Cuándo surgió el primer restaurante? ¿Quién enseñó a Europa el uso del tenedor? ¿Cuándo se acuñó el término gastronomía y por qué? ¿Es la dieta mediterránea una creación americana? ¿Cocina fusión cinco siglos antes de que naciera el término? Del primer chasquido del fuego hasta el pan sin gluten, este libro propone un menú transversal por la historia, como nunca habías leído.

Relacionados

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas


Suscribete por RSS  Siguenos en Google+

Milhojas de patata y salchichón

Ingredientes: 2 patatas, 200 ml. de aceite de oliva, sal, salchichón ibérico, 1 ramito de perejil, 2 tomates secos, 1 diente de ajo, 10 almendras, 100 ml de aceite de oliva virgen extra, sal.

Preparación

  1. Para la milhoja de patatas: cocer las patatas lavadas con la piel en agua fría salada, hasta que veamos que están tiernas. Sacarlas del agua y cuando estén tibias pelarlas. A continuación triturarlas hasta que se forme un puré fino. Extender sobre papel antiadherente o una lámina de silicona y dejar la capa de patata lo más fina posible. Introducir en el horno a 60º C durante 1 hora aproximadamente. Una vez secas la lámina de patata, cortarla en las formas deseadas, rectángulos, redondas, triángulos... y freírlos en al aceite caliente a fuego lento. Sacar, escurrir bien (incluso sobre papel de cocina) y sazonar si es preciso (probar un trocito de patata para comprobar el punto de sazón). Conservar a temperatura ambiente, en un recipiente cerrado herméticamente. Finalizado este proceso podríamos guardar las láminas de patatas hasta dos o tres días.
  2. Cortar el salchichón en láminas lo más finas posibles. Reservar.
  3. Preparar una majada con el perejil y el tomate. Disponer en el mortero el perejil picado, con las almendras, el ajo, el tomate y sal. Majar bien hasta obtener una pasta. Añadir, poco a poco, el aceite de oliva, mezclar bien y reservar.
  4. Acabado y presentación: poner en el fondo del plato una lámina de patata, cubrir con otras láminas finas de salchichón. Repetir las veces deseadas hasta obtener las milhojas que deseemos. Aliñar las milhojas con la picada de perejil, tomate y almendras.

Consejo final: Si no tenemos tomate podemos emplear tomate conservado en aceite. También podemos desecar nosotros los tomates: partir los tomates en cuartos y hornearlos a unos 100º C hasta que se deshidraten. ¡Así de fácil!

Comentarios de los visitantes