Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida

La Navidad llega a los Países Bajos el 6 de diciembre, día en que se celebra la fiesta de San Nicolás, la más antigua de cuantas se conocen y practican. Este obispo del siglo IV, que más tarde derivó en Papá Noel (Santa Claus proviene de Sinterklaas, contracción de la versión holandesa de San Nicolás), protagoniza el día grande de las Navidades holandesas, cuando los niños colocan sus zapatos frente a la chimenea repletos de comida para el caballo del santo y cantan canciones populares, asociadas a los regalos que de él recibirán esa noche. Una noche de tradición firmemente asociada a la elaboración artesanal y en familia de las Speculoos, características galletas de formas originales que hacen las delicias de los niños del Norte de Europa.

Häagen-Dazs recupera la receta de las famosas Speculoos para crear su nuevo Caramel Biscuit & Cream (Speculoos), un excepcional helado de caramelo con crujientes trocitos de galleta, que evoca aquellos momentos íntimos y familiares de nuestra infancia. Turrón y polvorones le harán un hueco este año al nuevo sabor Häagen-Dazs, un helado que, aunque no nace con vocación de postre navideño, servirá para rememorar durante todo el año los sabores de estas fiestas.

El lanzamiento de Caramel Biscuit & Cream (Speculoos), previsto para el mes de diciembre, sigue la línea argumental de las últimas campañas de la marca que, además de informar sobre la altísima calidad de sus productos –elaborados con una base de ingredientes naturales, seleccionados entre los mejores de cada zona del mundo y producidos con extremado cuidado- atiende al valor más emocional de la gastronomía, el despertar de los sentidos. Su calidad puede saborearse, verse y sentirse, porque son ‘Sabores que se inspiran en ti’.

Etiquetas: alimentos, postres, dulces, helados