Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida

Sorpresas y diversión para todos estas navidades en Maytetxu

Llega la Navidad y comienzan los preparativos para disfrutar de estas fechas con los amigos y familiares. En el restaurante Maytetxu todos los días merecen una gran celebración. Tanto los almuerzos como cenas tan típicos en este mes, serán más distendidos, porque además de proponer diferentes menús especiales, a partir de 35 y hasta 47 euros, a tan solo unos metros, cuentan con el parque de juegos Parquetxu, donde dejar que los niños también disfruten y vivan su propia fiesta con los amiguitos.

Y si hay una fecha clave, ésa es la Nochevieja. La propuesta, es un plan divertido y sorprendente para que nadie olvide las primeras horas del nuevo 2008. La mejor opción para celebrar la que es, sin duda, la noche más larga del año. La única condición para asistir a la fiesta más grande de Maytetxu son las ganas de pasarlo bien, entre risas, bromas, buena música, copas y multitud de sorpresas. Pero además, el plan también está pensado para que los papás salgan de casa. Ya no hay excusa para faltar a esta cita, ni siquiera no encontrar quién se ocupe de los niños. Porque esa noche también abre sus puertas Parquetxu, espacio en el que los pequeños de la casa también están invitados a una fiesta muy especial con juegos, cuentacuentos, canciones, cotillón, y, cuando se rindan ante el sueño, podrán descansar en las camas habilitadas para tal fin. Mientras y con la tranquilidad de que alguien cuida de los niños, los mayores podrán prolongar la velada hasta bien entrada la madrugada.

En una ocasión tan especial, Maytetxu viste sus mejores galas. La fiesta comenzará a partir de las 01.30 horas y finalizará a las 06.30 horas. El precio de la entrada es de 18 euros e incluye dos copas, además de cotillón y el tradicional chocolate con churros a última hora.

Pero antes de esta gran noche, sobran razones para acercarse a Maytetxu, situado en uno de los barrios más jóvenes de Villaverde Bajo y que en ciernes de su expansión como franquicia, destaca por su carácter dinámico con propuestas para disfrutar de ricos bocados en cualquier momento, desde la mañana y hasta la noche, ya que su horario de apertura, es de 7 de la mañana a 1:30 de la madrugada

Cuando el reloj dé las doce campanadas, el equipo de Maytetxu formulará un deseo muy especial: que el nuevo 2008 siga regalando grandes momentos para que la amplia clientela de este sorprendente restaurante se reúna en torno a una buena mesa.

Maytetxu

Etiquetas: restaurantes, villaverde bajo, madrid