¡No lo tires! Algunos consejos de Barilla para conservar los alimentos


Los alimentos bien conservados duran más, se estropean menos, por tanto no será necesario tirarlos. Un buen consejo es revisar la nevera y la despensa con cierta periodicidad, para que no se estropeen o caduquen.

No tires nada o tira lo menos posible. Recuerda que hasta los caldos de cocción de verduras podrán servirte para hacer guisos, purés o sopas. Si no vas a utilizarlos rápido debes congelarlos en envases adecuados, sin llenarlos del todo, porque aumentarán el tamaño al solidificarse.

Adoración Rodríguez, directora de Nutriguia.com y Marcello Zaccaria, chef de Barilla.

  • Los vegetales sobrantes de recetas, como tomates, pimientos, chalota o espárragos, pueden destinarse a caldos, sofritos o purés.
  • Los restos de vegetales se deben conservar limpios, secos y envueltos en film de aluminio a 4ºC en la parte más baja del frigorífico.
  • Los restos de sopa o crema deben guardarse en un recipiente cerrado a 4ºC en el frigorífico-

  • Los tomates enteros y en su punto se conservan mejor fuera de la nevera preservados de la luz.
  • Las cebollas enteras se conservan en un lugar fresco y aireado y, en el caso de que estén partidas, mejor guardarlas en la nevera con un film de aluminio.
  • Los calamares si son congelados, deben mantenerse en el congelador justo hasta su utilización. Si están descongelados, conservar en bolsas de plástico o cubiertos con film en el frigorífico.
  • Los restos de berenjena deben someterse a un escaldado, para poder usarse al día siguiente. No se recomienda conservarla una vez cortada en el frigorífico, porque tomará un sabor muy amargo.

  • Las pencas de las acelgas se pueden conservar para cocinarlas gratinadas, fritas o rellenas.
  • Los frutos secos y las hierbas aromáticas se deben conservar a temperatura ambiente, sin humedad, en una bolsa o recipiente opaco. Si las hierbas son frescas conservar preservadas de la luz, el agua y el aire con aluminio.
  • Las aceitunas y pepinillos se deben conservar en la nevera, cubiertos por el líquido de envasado, si no es suficiente se puede añadir un poco de agua.

  • El queso debe guardarse en la nevera cubierto de film de aluminio.
  • Los restos de pescado se deben conservar en el congelador a -18º.
  • Para mantener conservas vegetales, una vez abiertas, se pueden guardar en un recipiente de vidrio o plástico, en la nevera.
  • Los champiñones se pueden mantener en la nevera, en un recipiente sin cerrarlo del todo.
  • El aceite se conserva mejor cerrado, en un lugar oscuro y fresco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *