Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida

Ingredientes: 1 pepino, 6 hojas de gelatina (o bien 9 gramos de gelatina en polvo), 50 g de mantequilla, 50 g de yogur, 1-2 cucharaditas de vinagre blanco balsámico, 1 taza de nata, 4 cucharaditas de hierbas finas recién cortadas (p.ej. la hierbabuena, el eneldo, el perejil), sal, pimienta y ajo en polvo, rodajas de pepino y hierbas para decorar.

Preparación

  1. Lavar, pelar y rallar el pepino, rociar con sal y disponerlo en un colador durante 15 minutos. Dejar escurrir el agua y secarlo bien para quitar todo el líquido.
  2. Mezclar o remover la mantequilla hasta que quede espumosa, añadir el yogur y luego mezclar bien con el vinagre blanco balsámico. Después añadir el pepino rallado.
  3. Remojar las hojas de gelatina durante 5 minutos, escurrir el exceso de agua y colocarlas en una sartén caliente hasta que la gelatina se disuelva (en el caso de utilizar la gelatina en polvo seguir las instrucciones del envase). Añadir unas cucharadas de la mezcla de mantequilla fría a la solución de gelatina y mezclar. Entonces incorporar la mezcla de mantequilla restante y remover.
  4. Aliñar bien con sal, pimienta y ajo en polvo. Batir la nata hasta montarla y, junto a las hierbas, añadirlas suavemente a la mousse de pepino.
  5. Colocar la mousse en un plato bajo de cristal cubierto con papel film y dejar reposar al menos 2 o 3 horas, mejor si se reserva toda la noche.
  6. Volcar la mousse en un plato o fuente de servir y decocar con hierbas y las rebanadas del pepino.
  7. Servir con el pan fresco blanco o pan de trigo integral.

Etiquetas: primeros, verduras, pepino, gelatina