Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida

Ingredientes: Mejillones según cantidad necesaria, 1 cebolla, 2 tomates de hacer, 2 dientes de ajo, ½ Vaso de vino blanco, aceite de oliva, sal, pimienta y una hoja de laurel seco.

Preparación

  1. En primer lugar debemos limpiar los mejillones con abundante agua fría y retirar con un cuchillo todas las impurezas que tengan las balbas, ya que las vamos a utilizar en esta receta.
  2. A continuación, disponer en un recipiente amplio los mejillones y añadir el vino blanco con medio vasito de agua y el laurel, tapar y cuando estén abiertos retirar y separarlos de las conchas, reservar en las que estén agarrados los mejillones. Colar el jugo del caldo que hayan soltado y reservar.
  3. En una cazuela con un poco de aceite, pochar la cebolla muy picadita, los tomates pelados, cortados en dados y sin la semilla, el ajo y el perejil, salpimentar y añadir el caldo que hemos reservado. Dejar cocer unos minutos y pasar todo muy bien por el pasapurés.
  4. Para terminar, colocar los mejillones en un reciente adecuado a la cantidad que tengamos, y los rociamos con la salsa, darles un pequeño hervor y servirlos calientes.

Etiquetas: primeros, mariscos