Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Lifestyle
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

ConSuPermiso - gana dinero desde casa

¿Falta de vitalidad en tu cabello y uñas? Arkocapil Expert es la solución

Sol en exceso, cloro, sal... nuestro cabello grita a voces: SOS. La llegada del otoño y los excesos cometidos durante el verano hacen que el pelo tienda a volverse más frágil y perder vitalidad durante esta época del año. Además, es frecuente una caída del cabello mayor de lo habitual en esta estación. ¿A qué lo has observado con cierto temor? No hay problema. Hoy en Nutriguia.com te ofrecemos la solución Unos complementos que encontrarás en tu farmacia y parafarmacia habitual. Se trata del nuevo Arkocapil Expert, un complejo que aporta brillo y vitalidad al cabello gracias a su composición, rica en vitaminas (Biotina, Vitamina B6, Vitamina D, Ácido fólico), aminoácidos (Cistina, Metionina y Arginina) y minerales (Zinc y Cobre).

El sexo que queremos las mujeres

Y cómo disfrutarlo

Comprar el libro Comprar el libro

Habla de sexualidad lúdica, de juegos, hormonas, la chispa, sexualidad 2.0, conductas atípicas, comunicación, orgasmo, disfunciones... Carme Sánchez, la autora de este libro, es sexóloga y hace más de veinte años que atiende pacientes en su consulta. La mayoría son mujeres con una experiencia común: no consiguen disfrutar del sexo. En El sexo que queremos las mujeres la autora recoge casos reales y desarrolla un concepto clave: el sexo es un juego, el juego de los adultos. Este libro te ayudará a replantear tu visión de la sexualidad, a restarle ansiedad y a saber qué quieres y cómo lo quieres. Sintonizar con tu cuerpo y conocerlo a fondo para disfrutar —ya sea a solas o en compañía, tengas la edad que tengas y sea cual sea tu orientación sexual— es la premisa básica. ¡Qué interesante!

«Carme Sánchez entierra un pensamiento recurrente: que sobre sexo, nada queda por aprender. ¡Mentira!» —Anna Alós

Relacionados

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas


Suscribete por RSS  Siguenos en Google+

El dicho 'de tal palo tal astilla' también atañe a la comida

Reuters Health, 28 de Octubre de 2002

Quienes se preguntan por qué sienten hambre antes que sus amigos después de haber comido lo mismo, o por qué comen galletas con más frecuencia que los demás tras experimentar una ruptura emocional, podrían hablar con sus padres para conocer la respuesta, según un nuevo estudio.

Veronique Provencher, de la Universidad Laval, en Quebec, y su colegas, hallaron que ciertas conductas alimentarias tienden a darse en las mismas familias.

Por ejemplo, las personas que pierden control de lo que comen, quizás engullendo papas cada vez que se sienten tristes, podrían tener familiares que hagan lo mismo, informaron los investigadores.

Algunas de estas conductas alimentarias podrían hacer a algunas familias más proclives que otras a la obesidad, dijo Provencher. Comprender los hábitos de alimentación de un miembro de la familia podría ayudar a mantenerse en un peso saludable.

"Tenemos que considerar la posible influencia familiar sobre las conductas alimentarias", dijo la investigadora durante la LXXXV Reunión Anual de la Asociación Estadounidense de Dietética (ADA).

Provencher y su equipo basaron sus hallazgos en entrevistas con 308 hombres y 424 mujeres de 202 familias. Los autores anotaron cuán obesa era cada persona, y les preguntaron sobre ciertas conductas alimenticias.

Provencher explicó a Reuters Health que estas conductas se relacionaban con la frecuencia con que seguían una dieta, si comían en respuesta al estrés u otro factor medioambiental, y con cuánta facilidad volvían a tener hambre.

Los investigadores hallaron que el parecido familiar, o la tendencia de una familia a adoptar la misma conducta de alimentación, probablemente influyó en si las personas comían en exceso en respuesta al estrés o en la rapidez con que se sentían de nuevo hambrientos.

Sin embargo, las conductas familiares no parecieron inclinar a las personas hacia la dieta o hacia ciertas conductas dietéticas, como contar calorías.

No se sabe con certeza en qué grado el parecido en los hábitos de alimentación proviene de los genes comunes o de un entorno común, dijo Provencher. Sin embargo, el entorno definitivamente juega un papel importante, indicó la investigadora, ya que los autores identificaron conductas alimenticias similares entre los cónyuges.

Sin embargo, cuando los científicos tomaron en cuenta, en su análisis, la obesidad, las tendencias familiares hacia ciertas conductas alimenticias ejercieron menos influencia. Provencher explicó que, cuando consideró el grado de obesidad de una persona, los antecedentes familiares parecieron influir sólo en la susceptibilidad de esa persona al hambre, y no en ninguna de las restantes conductas alimenticias.

Comentarios de los visitantes

Los comentarios están desactivados.