Mini-pizzas de piquillo Alcorta


Ingredientes:
1 barra de pan integral de molde cortado (preferiblemente de horno artesano). Para la crema de queso: 2 huevos, 200 gr. De queso Emmental rallado, 100 gr. De nata, sal, pimienta blanca, nuez moscada, 1 bote de confitura de Piquillo Alcorta de 200 gr. 100 gr de olivas verdes sevillanas, 100 gr de olivas negras de Aragón, brotes de hierbas olorosas, tipo perifollo o albahaca, aceite de oliva virgen extra.

Preparación

  1. Triturar con ayuda de una batidora los ingredientes para la crema de queso: los huevos, el queso rallado, la nata, la sal, la pimienta y una pizca de nuez moscada. Triturar hasta conseguir una pasta muy fina y homogénea. Reservar en la nevera.
  2. Con un cuchillo muy fino, practicar tres cortes a las olivas, para disponer de unos trozos perfectos. Reservar por separado, en un vaso las olivas negras y en otro las verdes, cubiertas de aceite.
  3. Recortar la corteza de las rebanadas de pan y tostarlas ligeramente en el grill al rojo vivo, a una distancia de 10 cm, dejando “tostar-secar” las rebanadas, sólo 30 segundos por cada cara.
  4. Proceder a montar las mini-pizzas, extender la crema de queso por encima de una de las caras de las rebanadas pre-tostadas. Extender una capa de crema de queso de un grosor aproximado de 3,5 mm.
  5. Con una cucharilla de moka practicar encima de cada mini-pizza, 4 surcos arrastrando la crema de queso. Rellenar cada surco con la Confitura de Piquillo Alcorta.
  6. Repartir encima de cada mini-pizza 5 trozos de oliva verde y 5 trozos de oliva negra. Aliñar con un hilo de aceite de oliva.
  7. Cocerlas bajo la influencia del grill “al rojo vivo”, colocando las pizzas a una distancia de 10 cm, durante tan solo 1 minuto.
  8. Presentarlas calientes, recién gratinadas, añadir por encima unos brotes de las hierbas olorosas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *