Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

Actualidad

Recetas

Novedades

Vitiven piernas ligeras, gel de masaje bienestar inmediato

Uffff con este calor, las piernas... como sufren. Las altas temperaturas del verano agudizan los problemas de la insuficiencia venosa, que ocasionan inflamación de las piernas y sensación de pesadez. ¡Qué molesto! Es una gran suerte poder paliar estos síntomas.

El gen natural Vitiven Ultrafrío, con extractos de plantas, aplicado en forma de masaje ascendente proporciona frescor y alivio inmediatos. Si, además, mantenemos este gel en la nevera, el efecto piernas ligeras aumenta notablemente. Yo durante todo el verano lo tengo listo para utilizar...

Libros

La comida saludable. Recetas de cocineros y médicos

  • Un libro para combatir la enfermedad con ayuda de la alimentación

Comprar el libro Comprar el libro

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas


Suscribete por RSS  Siguenos en Google+

Manuel Zamora

Marisco congelado. Un lujo a tu alcance

Mariscos, pescados, carnes exquisitos para los nuestros, en nuestra mesa. Los más previsores habrán comprado con antelación esos productos cuyos precios despegan como un cohete, cuando se acercan las fechas más señaladas del año. ¿Compraste el marisco congelado? Toma nota de estos consejos para que saques el máximo partido.

Marisco ya cocido

Lo esencial es descongelarlo bien y en el frigorífico, lentamente. Utiliza esos envases con una rejilla, para que el agua que sueltan no termine por estropearlo. Después, una vez descongelado ya puedes servirlo acompañado de la salsa que prefieraws. Si te gusta el marisco tibio, la mejor solución es calentarlo al vapor sin descongelar previamente. Al vapor resulta exquisito.

Cocido a la plancha

También está delicioso. Nuestro consejo es que lo descongeles sumergiéndolo en agua fría hasta que haya perdido la textura y rigidez del congelado. Después calienta lal plancha o sartén y, cuando esté bien caliente, cubre el fondo con sal. Dispón el marisco escurrido, cuécelo vuelta y vuelta (el tiempo justo) y, una vez cocinado, sírvelo en el plato y añade un poco de aceite. Recuerda que cada vez que cuezas marisco de nuevo debes cambiar la sal. Es un consejo de La Sirena.

Para hervirlo

Pon un recipiente con agua al fuego, junto con unas hojas de laurel y unos granos de pimienta negra. Cuando el agua rompa el hervor, añade sal abundante y el marisco. Una vez cocido, retira el marisco, enfríalo con agua y hielo para detener la cocción y, finalmente escurre bien.

Tabla de tiempos de cocción para el marisco congelado

Los tiempos se cuentas desde el momento en que el agua vuelve a hervir.

  • Langostino pequeño: Dejar que arranque a hervir y parar el fuego.
  • Langostino grande: 1 minuto.
  • Gamba argentina pequeña: Dejar que arranque a hervir y parar el fuego.
  • Gamba argentina grande: 1 minuto.
  • Cigala pequeña: Dejar que arranque a hervir y parar el fuego.
  • Cigala grande: 2 minutos.
  • Bocas y cuerpos pequeños: De 2 a 3 minutos.
  • Bocas y cuerpos grandes: De 6 a 7 minutos.
  • Langosta y cola de langosta: 15 minutos.