Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

ConSuPermiso - gana dinero desde casa

Arkototum, la inteligencia de la naturaleza

La línea Arkocápsulas®, líder en farmacia en fitoterapia, cuenta con la gama de plantas medicinales más amplia del mercado, lo que le permite ofrecer más de 100 productos, diseñados para dar respuesta a las necesidades más concretas.

El Totum integral de Arkopharma, llamado Arkototum Integral es la aproximación más completa de activos de plantas naturales, que actúan en una sinergia terapéutica sin igual, con una óptima relación beneficio/ riesgo.

Nutriguia, Noviembre 2018

"Los Horcher" historia y leyenda de una saga referente en la gastronomía mundial

Comprar el libro Comprar el libro

Al cumplirse el 75 aniversario de la inauguración de Horcher Madrid, Gustav Otto Richard, tercer Horcher, y su hija Elisabeth, cuarta generación al frente del negocio familiar, novelan la apasionante historia de una saga referente de la excelencia gastronómica internacional, en un testimonio vivo de la grandeza de su leyenda.

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas


Suscribete por RSS  Siguenos en Google+

Los afrodisíacos naturales sí funcionan

  • Según el estudio que analizó cuáles son las sustancias naturales que mejoran la función y el deseo sexual, el azafrán y el ginseng son estimulantes sexuales
  • El alcohol 'libera' deseos inhibidos, pero dificulta el rendimiento

BBC Mundo, Marzo 2011

Hay muchos mitos, leyendas y creencias falsas en lo que se refiere a afrodisíacos y otras sustancias que ayuden al ser humano a mejorar su vida sexual.

Pero ahora una nueva investigación científica parece haber comprobado qué es falso y qué es cierto sobre los méritos de distintas sustancias naturales que, en el transcurso de la historia, se han presentado como afrodisíacos.

Según el profesor Massimo Marcone, de la Universidad de Guelph (Canadá), los verdaderos afrodisíacos son el azafrán y el ginseng.

El científico afirma en Food Research International, la revista del Instituto Canadiense de Ciencia y Tecnología de Alimentos, que se ha comprobado que ambas sustancias son "verdaderos estimulantes del rendimiento". Productos milenarios

"Los afrodisíacos se han utilizado durante miles de años en todo el mundo, pero la ciencia detrás de las afirmaciones nunca ha logrado entenderse o informarse muy bien", expresa el científico.

"Nuestro estudio es la revisión científica más amplia hasta ahora", agrega el profesor Marcone.

Pero agrega que todavía son necesarios más estudios para confirmar sus efectos en el ser humano.

Hay toda una lista de productos y sustancias que pretenden mejorar el deseo y el rendimiento sexual.

Por ejemplo, hay quienes informan de un mayor deseo sexual después de comer Muira puama (Ptychopetalum), una especie de árbol originario de Brasil. También se habla de los beneficios del consumo de raíz de la maca (Lepidium peruvianum), una planta herbácea de los Andes peruanos.

Y muchos afirman que el chocolate y el vino son estimulantes sexuales.

Pero hasta ahora no se habían logrado comprobar científicamente los beneficios de ninguno de estos compuestos.

El objetivo del profesor Marcone y su equipo era descubrir si existía alguna sustancia natural que pudiera ser utilizada como alternativa a los compuestos químicos como el sidenafil (Viagra) y tadalafil (Clialis).

Actualmente, los trastornos sexuales como la disfunción eréctil se tratan con este tipo de fármacos.

Pero tal como señalan los autores de la investigación, "estos fármacos pueden producir dolor de cabeza y muscular y visión borrosa, además de tener peligrosas interacciones con otros medicamentos".

"Y no suelen incrementar la líbido, así que no ayudan a la gente que experimenta bajos niveles de deseo sexual", agregan.

Alternativa natural

Los científicos canadienses analizaron cientos de estudios publicados sobre las sustancias naturales comúnmente utilizadas como afrodisíacos.

El objetivo era investigar las afirmaciones sobre la mejora en el rendimiento sexual, tanto psicológico como fisiológico, de estos compuestos.

Los expertos encontraron que las únicas sustancias que se ha comprobado que pueden mejorar la función sexual humana son el Panax ginseng, una planta cuya raíz se utiliza comúnmente en la medicina tradicional china, y el azafrán, una especia derivada de la flor Crocus sativus.

Esta especia, dicen los investigadores, fue uno de los ingredientes que demostraron tener "efectos sostenidos" en la estimulación del impulso y el rendimiento sexual.

También se observó que otras sustancias menos conocidas, en particular la yohimbina, un alcaloide que se encuentra en una planta psicoactiva africana llamada Yohimbe, parecen mejorar la función sexual humana.

Y en estudios llevados a cabo con animales se encontró que otros ingredientes, como el ajo, el clavo y el jengibre, también lograron estimular el impulso sexual.

A pesar de que el chocolate supuestamente tiene efectos afrodisíacos, los científicos no encontraron evidencia de que esté vinculado a la excitación o la satisfacción sexual.

"Quizás algunas personas sienten un efecto debido a determinados ingredientes del chocolate, principalmente la feniletilamina, un compuesto que -se cree- tiene un efecto en los niveles de serotonina y endorfinas en el cerebro", explica el investigador.

En cuanto al alcohol, que se utiliza comúnmente para "liberar" los deseos inhibidos, el estudio mostró que sí incrementa el deseo pero dificulta el rendimiento sexual.

Los investigadores creen que las sustancias naturales como el azafrán podrían ser una alternativa efectiva para tratar algunos trastornos sexuales.

Sin embargo, subrayan que debemos ser cautelosos, porque todavía hace falta confirmar en futuras investigaciones su efectividad y su seguridad.

"Actualmente no contamos con suficiente evidencia que apoye el uso extendido de estas sustancias como afrodisíacos", dice Massimo Marcone.

"Se necesitan más estudios clínicos para entender mejor sus efectos en el ser humano", completa.

Comentarios de los visitantes