Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

Actualidad

Recetas

Novedades

Arko Real Inmunidad, para afrontar el otoño y reforzar al sistema inmune

Hoy en Nutriguia.com queremos presentarte la última novedad de la gama Arko Real: Arko Real Inmunidad, con Echinácea, Própolis, Jalea Real y Miel. Nos ayuda a afrontar fuertes el otoño y seguir con el invierno, ayudando al sistema inmune.

Los puntos fuertes de Arko Real Jalea Real son:

  • Sello de Apicultura Responsable otorgado por Ecocert
  • Productos BIO 100% Orgánico, sin pesticidas, herbicidas ni fertilizantes artificiales
  • Referencias sin azúcar, avaladas por la SED (Sociedad española de diabetes)
  • Contenido en apalbúmina superior al 2,5%

Un producto 100% Orgánico: Sin pesticidas, herbicidas ni fertilizantes artificiales. Con el sello de "ApiculturaResponsable,"concedido por Ecocert, que garantiza la calidad PREMIUM del producto, el compromiso ético con las personas (apicultura local). En dos referencias: Arko Real Jalea Real 1000 mg y Arko Real Jalea Real Vitaminada.

Libros

La comida saludable. Recetas de cocineros y médicos

  • Un libro para combatir la enfermedad con ayuda de la alimentación

Comprar el libro Comprar el libro

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas


Suscribete por RSS  Siguenos en Google+

Manuel Zamora

Las parejas cuyos integrantes tienen obesidad o sobrepeso tienen mayores dificultades para concebir

El medico Interactivo, 8 de Marzo de 2007

La baja fertilidad, o subfertilidad, se define como un tiempo de espera de más de 12 meses desde el momento en el que la pareja comienza a tener relaciones sexuales sin utilizar un método anticonceptivo. Si ambos integrantes de una pareja padecen sobrepeso u obesidad existen más posibilidades de que se tarde más en de un año en concebir un hijo, según un estudio del Hospital Universitario de Aarhus (Dinamarca) que se publica en la revista Human Reproduction.

Los investigadores estudiaron a 47.835 parejas danesas entre los años 1996 y 2002 y descubrieron que si ambos cónyuges estaban obesos las posibilidades de que la pareja tuviera que esperar más de un año antes de que la mujer se quedara embarazada eran casi tres veces mayores que en las parejas con un peso normal. Si ambos integrantes de la pareja tenían sobrepeso, la probabilidad de que tuvieran que esperar más de un año fue 1,4 veces superior.

"Si el sobrepeso y la obesidad fueran en realidad una causa de una menor fecundidad y si la epidemia de obesidad continúa, esta menor capacidad reproductiva podría convertirse en un serio problema de salud", señala Cecilia Ramlau-Hansen, autora principal del estudio. La investigadora indica la necesidad de emprender nuevas investigaciones en esta área.

Los investigadores obtuvieron datos de un estudio nacional danés de mujeres embarazadas y su descendencia en el que participaron 100.000 mujeres entre 1996 y 2002. Las mujeres completaron cuatro entrevistas durante un periodo de dos años, proporcionando información sobre sí mismas y sus parejas en relación al peso, talla, embarazos previos, tabaquismo y nivel socioeconómico. Después de excluir a determinadas parejas por información incompleta o algún problema de salud de la mujer que pudiera afectar a su peso y fertilidad o en casos en los que se había donado esperma, los investigadores analizaron los datos de 47.835 parejas.

Los investigadores descubrieron que existía una relación entre el índice de masa corporal (IMC) de la pareja y su fertilidad entre hombres y mujeres con diferentes combinaciones de IMC. Los resultados mostraron un mayor riesgo de subfertilidad asociada al sobrepeso y la obesidad tanto en hombres como en mujeres, en particular en parejas donde ambos padecían sobrepeso.

Según los autores, la combinación de parejas con bajo peso y obesidad, en particular cuando los hombres no alcanzaban el peso adecuado, parecía causar un retraso adicional del embarazo. La combinación de un hombre bajo de peso y una mujer obesa se asoció con un riesgo de subfertilidad casi cuatro veces mayor en comparación con el de una pareja con peso normal.