Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

Actualidad

Recetas

Novedades

El efecto Covid en nuestro cabello

Tras el verano y con la llegada del otoño, sus efectos se manifiestan en nuestro pelo, con más caída de lo habitual, menos volumen y más debilitado. Es en esta época cuando se perciben los efectos de la fase telógena (fase de caída del cabello) que por el calor se agudiza en primavera. Además, se suman los escasos cuidados que hemos prestado a nuestro pelo durante el verano: exceso de radiación solar, el cloro de las piscinas y el agua del mar, abuso de recogidos, etc… todo ello le debilita y favorece su deshidratación.

NUtriguia, Septiembre 2020

Libros

Monetizagram

  • Descubre cómo funciona el algoritmo de Instagram y #Monetizatucuenta

Comprar el libro

Instagram se ha convertido en un medio imprescindible para dar visibilidad a pequeños negocios y empresas en todos los sectores y también para los profesionales que ofrecen sus servicios. Pero ¿por qué a unos les funciona y a otros no? ¿Por qué algunas cuentas tienen más seguidores que otras? ¿Cómo puede alguien convertirse en influencer?

Nutriguia, Marzo 2020

Relacionados

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas


Suscribete por RSS 

Que Recetas

Manuel Zamora

La dieta mediterránea puede reducir las tasas de mortalidad al menos en un 25 por ciento

E.P. Junio 2003

La dieta mediterránea tradicional, basada en el consumo de verduras, frutas, aceite de oliva y pescado, puede reducir las tasas de mortalidad en al menos un 25 por ciento, según un estudio publicado en el New England Journal of Medicine por una universidad estadounidense y otra griega.

El principal beneficio de la dieta, rica en carbohidratos complejos y en grasas "saludables", es que disminuye considerablemente los riesgos de enfermedades del corazón y el cáncer.

La investigación, llevada a cabo con 22.043 adultos de entre 20 y 86 años que viven en Grecia, fue realizada por la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Harvard y la Escuela de Medicina de Atenas.

"Los resultados son claros", señala Dimitrios Trichopoulos, principal responsable del estudio publicado. "Una dieta mediterránea que tenga aceite de oliva, vegetales, pescado, frutas y baja en grasas saturadas, disfrutada desde hace años por la gente de esa región, es sana y promueve la longevidad", afirma.

El estudio coincide con un amplio debate que se desarrolla en Estados Unidos sobre si se deben revisar los parámetros nutricionales nacionales. Los parámetros han propuesto desde hace mucho tiempo dietas bajas en grasas y altas en carbohidratos, pero han sido cuestionados recientemente por una visión contraria: dietas altas en grasas y bajas en carbohidratos. La dieta mediterránea, cuando se combina con ejercicio, satisface los parámetros de ambas escuelas teóricas.

El estudio comenzó con entrevistas a fondo con todos los participantes sobre sus hábitos alimenticios. Luego se otorgaron puntos a cada participante según siguiera la dieta mediterránea, otorgando, por ejemplo, puntos por el consumo regular y moderado de pescado, por la ingestión diaria de frutas y vegetales y por el consumo de vino con las comidas.

La salud de los participantes fue vigilada luego durante cuatro años, y se concluyó que por cada dos puntos de aumento el riesgo de muerte disminuía 25 por ciento. "La magnitud de la reducción en la mortalidad subraya la ventaja en longevidad que las poblaciones adultas mediterráneas han experimentado desde hace siglos".

El estudio también demostró que la relación entre el seguimiento de una dieta mediterránea y la reducción en la tasa de mortalidad aumentaba con los años, lo que sugiere los efectos beneficiosos acumulativos de la dieta.