Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Estilo de vida
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

ConSuPermiso - gana dinero desde casa

Roscones de cine en Nunos Pastelería y... ¡mmmmm! también tradicionales

Series y películas, de ahora y de siempre, inspiran la colección navideña de este año en la pastelería madrileña. Frozen, Star Wars, 101 Dalmatas o La Casa de Papel son los motivos cinematográficos que José Fernández, maestro pastelero, ha querido plasmar en las creaciones de este año. Por supuesto que los tradicionales roscones de Reyes de Nunos Pastelería, reconocidos en diversas ocasiones como los mejores de Madrid, en sus variedades más clásicas –sin relleno, con nata, trufa, crema pastelera y cabello de ángel- están a la venta todo el año, debido a su demanda permanente.

Las Navidades están a la vuelta de la esquina y en Nunos Pastelería han puesto los hornos a punto para la nueva colección de uno de sus dulces más demandados y queridos por los madrileños: los roscones de Reyes.

ARZAK + ARZAK Juan Mari y Elena Arzak

El libro definitivo para conocer el universo de uno de los restaurantes más importantes del mundo. Considerado, junto con Ferran Adrià, el gran artífice de la revolución gastronómica española, la figura de Juan Mari Arzak se agiganta con el paso del tiempo, conforme crece su legado y aumenta su influencia, ya inmensa, sobre las nuevas generaciones de chefs. Su publicación coincide con el 40 aniversario del nacimiento de la llamada Nueva Cocina Vasca, que supuso el germen de la actual revolución gastronómica española, de la que Arzak fue y sigue siendo máximo exponente. El estuche, a la derecha en la fotografía de portada es luminoso, una preciosidad.

Recoge las 66 recetas más emblemáticas de sus últimos diez años de trayectoria, propuestas que plasman su gran maestría gastronómica. La presentación del libro tuvo lugar el pasado día 5 de diciembre de 2018 en Madrid, en la Librería Apunto (calle Hortaleza 64). Ocasión muy especial en la que saludamos a Elena Arzak, a quién conocemos desde hace muchos años. Al final de la presentación Elena nos dedicó el libro.

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas


Suscribete por RSS  Siguenos en Google+

2ª cena a ciegas del hotel Carlemany de Girona

Para saber si es cierta la afirmación “comemos por los ojos”, lo mejor es participar en la II Cena a Ciegas organizada en el Hotel Carlemany de Girona, el sábado 19 de febrero, a las 21:00 h, como antesala de la celebración del Forum Gastronómico 2011. ¿Sabemos diferenciar entre el sabor de una patata de la zanahoria? ¿Diferenciaríamos entre una gamba y un langostino si no los viéramos? ¿Realmente podríamos saber si lo que masticamos es carne o pescado?. De la mano del único periodista y crítico gastronómico ciego de nuestro país Jonatan Armengol y como antesala única y original del Forum Gastronómico de Girona, se propone el sábado 19 de febrero, a las 21:00 h. en el restaurante El Pati Verd, del Hotel Carlemany (Pl. Miquel Santaló, 1 Girona, Tel.: 972 211 212) un viaje por los sabores y los olores más deliciosos con los ojos tapados con un antifaz. La cena elaborada por el equipo del restaurante el Pati Verd, con su chef Xavier Arrey al mando, se compondrá de 2 aperitivos + 4 platos y 2 postres, todos armonizados con vinos de bodegas de la zona del Ampurdán, presentados de forma cómoda para el público asistente. Todos los platos se servirán en recipientes especiales para ser degustados con facilidad: cuencos, boles, brochetas, cucharitas… Sin copas y cuchillos afilados, el equipo de sala colocará los platos de tal forma que sea sencillo localizar cada bocado. La experiencia conjunta de Jonatan Armengol como director de otras cenas a ciegas de similares características, sumada al profundo conocimiento del equipo del restaurante el Pati Verd del Hotel Carlemany y su chef Xavier Arrey, quienes ya prepararon en el 2007 la I Cena a Ciegas, también dentro de los actos del Forum Gastronomico, permiten asegurar una experiencia inolvidable incluso para aquellos que ya han participado en experiencias anteriores, puesto que no solo se cuida la puesta en escena, sino que la selección del menú está especialmente diseñada para un disfrute gastronómico total, con vista o sin ella.

Sabores de nuestra memoria

El viaje se inicia por los sabores del recuerdo, buscando aquellas elaboraciones que están grabadas en nuestra memoria, mientras que al prescindir de la vista, notamos como olfato, gusto, tacto y oído despiertan hasta límites que no conocíamos. Sabores, texturas y aromas, darán paso a exquisitos platos, que harán las delicias de los comensales, mientras entre plato y plato, siempre con los ojos tapados, se debatirá lo que hemos degustado para comprobar si sabemos o podemos identificar lo que comemos sin verlo. En el Hotel Carlemany tienen en cuenta hasta el más mínimo detalle, por eso para garantizar una experiencia placentera y sin sobresaltos, el equipo de sala tomará nota de los problemas de alergias o fobias hacia algún alimento, por parte de cualquier asistente a la cena. Sin poder informar sobre el menú, ya que el factor sorpresa es una pieza clave de la experiencia, los organizadores garantizan vivencias exquisitas, sabrosas, inolvidables y satisfactorias.

Tras cada pase el conductor de la actividad, el crítico gastronómico Jonatan Armengol, aclarará a los asistentes lo que probaron, para que puedan analizar su nivel de degustación. Al finalizar se podrán contemplar todos los platos de la cena y comprobar así si su aspecto visual ha hecho honor al resto de los sentidos. El precio de l menú de la II Cena a Ciegas del Hotel Carlemany es de 60€ por persona.

No es un juego

Existen muchas cenas a ciegas organizadas a lo largo y ancho de toda la geografía española, por eso desde la organización de este evento desean hacer especial hincapié en lo siguiente: La pérdida de la vista no es un juego, por eso nos lo tomamos con total seriedad y solo lo utilizamos como medio para llegar a un fin de experiencia gastronómica, en ningún caso, cenar a ciegas, puede ni pretende asemejarse a las experiencias de una persona invidente en su quehacer diario.

Relacionados

Comentarios de los visitantes