Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Lifestyle
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

ConSuPermiso - gana dinero desde casa

La marca de cosmética Letizia Buzón recupera la elaboración del auténtico jabón de Alepo

Realizado a mano con ingredientes de máxima calidad 100% naturales

La marca de cosmética Letizia Buzón (responsable de la introducción en España de los tratamientos Dermalinfusion e Hydrafacial) recupera la elaboración a mano del auténtico jabón de Alepo, el primer jabón facial de la historia de la humanidad, ​con la creación de la primera compañía española ubicada en la frontera turco-siria. Un producto que, tras el comienzo de la guerra hace 8 años, era imposible de encontrar.

Con un 40% de aceite de laurel y un 60% de aceite de oliva virgen, posee los mejores principios dermatológicos para la piel, siendo uno de los jabones más recomendados por los dermatólogos y que podremos encontrar en centros tan prestigiosos como el de Carmen Navarro. Un jabón-jabón que no te puedes perder por sus increíbles propiedades dermatológicas y por lo que representa para el futuro de los que lo hacen posible.

Relacionados

La cata del té

Comprar el libro Comprar el libro

El té es una bebida saludable y fascinante. Rebosa de cultura en una explosión internacional de costumbres, rituales y ceremonias. Para muchos, tomar un té es un simple acto que satisface la sed; para otros, se trata de una ceremonia íntima o compartida en la que la bebida deja de ser un mero alimento para convertirse en una experiencia en la que participan todos los sentidos.

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas


Suscribete por RSS  Siguenos en Google+

La dieta puede ser efectiva, aunque la báscula no lo perciba

  • Un estudio publicado en la revista Circulation revela que una dieta mediterránea baja en carbohidratos, y suplementada con nueces, podría ayudar a reducir la cantidad de algunos depósitos de grasa, incluso si no se pierde un peso significativo
  • El estudio muestra que la pérdida de peso persistente, aunque fuese moderada, tendría beneficios significativos en los depósitos de grasa relacionados con la diabetes y las enfermedades cardiovasculares

El nuevo estudio CENTRAL, publicado en la prestigiosa revista Circulation, revela que la dieta mediterránea baja en carbohidratos y suplementada con nueces, junto con la práctica de ejercicio moderado, podría ayudar a reducir la cantidad de depósitos de grasa, incluso si no hay pérdida significativa de peso. Esta investigación es pionera en el uso de la tecnología de imágenes MRI para monitorizar los depósitos de grasa que tiene el cuerpo.

El ensayo controlado aleatorizado, liderado por la Dra. Iris Shai de la Ben-Gurion University, evaluó durante 18 meses a 278 adultos sedentarios conformados por hombres con sobrepeso moderado, y hombres y mujeres con obesidad. Los participantes fueron sometidos a dos grupos de dieta; el primero a dietas hipocalóricas isocalóricas y, el segundo, a una dieta mediterránea suplementada con 28 gramos de nueces al día con o sin ejercicio moderado adicional al menos 3 veces por semana. Los hallazgos de la investigación sugieren que una dieta mediterránea, rica en grasas insaturadas y baja en carbohidratos, sería más efectiva que una dieta baja en grasas isocalóricas para revertir drásticamente los depósitos de almacenamiento de grasa mórbida.

"Con este ensayo aprendimos que la pérdida de peso moderada pero persistente puede tener efectos beneficiosos dramáticos sobre los depósitos de grasa relacionados con la diabetes y las enfermedades cardiovasculares", explica la Dra. Iris Shai.

Los investigadores también descubrieron que la disminución de la grasa hepática y de cada uno de los depósitos de grasa abdominal tenían específicos beneficios para la salud. Tras controlar varios parámetros, observaron que la pérdida de grasa visceral o grasa hepática estaba correlacionada con la mejora del perfil lipídico. La pérdida de grasa subcutánea profunda se asocia con una mejor sensibilidad a la insulina y la pérdida de grasa subcutánea superficial se mantuvo neutral, excepto por la asociación con la disminución de la hormona leptina.

"En conclusión, el estudio CENTRAL demuestra que, mejorando la calidad nutricional y siendo activo físicamente, se puede mejorar los marcadores de riesgo cardio-metabólicos a través de cambios en los depósitos de grasa visceral / ectópica que no se reflejan solo en los cambios de peso corporal", añade la investigadora Iris Shai.

Las nueces son uno de los superalimentos esenciales de la dieta mediterránea y existe una amplia evidencia científica sobre los beneficios saludables de su consumo y su contribución en la prevención de enfermedades. Las nueces son el único fruto seco con una cantidad significativa de AAL, los ácidos grasos Omega-3 de origen vegetal, que el cuerpo necesita, pero no puede producir. Además, son uno de los alimentos que contiene más antioxidantes, y aportan proteínas y fibra.

Comentarios de los visitantes