Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Lifestyle
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

ConSuPermiso - gana dinero desde casa

¿Falta de vitalidad en tu cabello y uñas? Arkocapil Expert es la solución

Sol en exceso, cloro, sal... nuestro cabello grita a voces: SOS. La llegada del otoño y los excesos cometidos durante el verano hacen que el pelo tienda a volverse más frágil y perder vitalidad durante esta época del año. Además, es frecuente una caída del cabello mayor de lo habitual en esta estación. ¿A qué lo has observado con cierto temor? No hay problema. Hoy en Nutriguia.com te ofrecemos la solución Unos complementos que encontrarás en tu farmacia y parafarmacia habitual. Se trata del nuevo Arkocapil Expert, un complejo que aporta brillo y vitalidad al cabello gracias a su composición, rica en vitaminas (Biotina, Vitamina B6, Vitamina D, Ácido fólico), aminoácidos (Cistina, Metionina y Arginina) y minerales (Zinc y Cobre).

El sexo que queremos las mujeres

Y cómo disfrutarlo

Comprar el libro Comprar el libro

Habla de sexualidad lúdica, de juegos, hormonas, la chispa, sexualidad 2.0, conductas atípicas, comunicación, orgasmo, disfunciones... Carme Sánchez, la autora de este libro, es sexóloga y hace más de veinte años que atiende pacientes en su consulta. La mayoría son mujeres con una experiencia común: no consiguen disfrutar del sexo. En El sexo que queremos las mujeres la autora recoge casos reales y desarrolla un concepto clave: el sexo es un juego, el juego de los adultos. Este libro te ayudará a replantear tu visión de la sexualidad, a restarle ansiedad y a saber qué quieres y cómo lo quieres. Sintonizar con tu cuerpo y conocerlo a fondo para disfrutar —ya sea a solas o en compañía, tengas la edad que tengas y sea cual sea tu orientación sexual— es la premisa básica. ¡Qué interesante!

«Carme Sánchez entierra un pensamiento recurrente: que sobre sexo, nada queda por aprender. ¡Mentira!» —Anna Alós

Relacionados

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas


Suscribete por RSS  Siguenos en Google+

Adaptarnos al cambio de horario es más difícil al coincidir con el fin de las vacaciones

Nos informa la Sociedad Española de Neurología (SEN)

  • Adaptarnos al cambio de horario puede ser un poco más difícil por coincidir con el fin de las vacaciones.

  • El cambio de hora puede provocar alteraciones de sueño, dificultad para levantarse por las mañanas y cansancio por el desajuste entre nuestro reloj biológico y la hora real.

  • Tras la finalización de las vacaciones, nuestro cerebro tiene que adaptarse nuevamente a los horarios y a la rutina diaria. Personas que sufran de cefaleas, epilepsia o algún trastorno del sueño pueden experimentar cambios en la frecuencia e intensidad de sus síntomas.

1 de abril de 2013.- La Sociedad Española de Neurología (SEN) advierte que, a pesar de que es común que en los días posteriores a los cambios de horario aparezcan ciertos trastornos motivados del desajuste entre nuestro reloj biológico y la hora real, este año éstos se pueden intensificar un poco más por coincidir con el fin de las vacaciones de Semana Santa. “Habitualmente se necesitan entre uno y cinco días para que nuestro cerebro se ajuste al nuevo horario. Si ya de por sí, perder una hora suele entrañar más dificultades que ganarla, el hecho de que además este año haya coincidido con el final de la Semana Santa y tengamos que volver al día a día, puede significar más dificultades de adaptación”, asegura el Dr. Carlos Tejero, Vocal de la Sociedad Española de Neurología.

Tras la finalización de las vacaciones, nuestro cerebro tiene que adaptarse nuevamente a los horarios y a la rutina diaria ya que, por lo general, acostumbramos a posponer la hora de inicio del sueño y a despertamos más tarde. Además, la vuelta a la rutina puede llevar implícito preocupaciones, estrés, o un bajo estado de ánimo, que pueden ser causa y consecuencia de algunos trastornos del sueño. Por otro lado, al cambiar la hora, nuestro cerebro debe adaptarse a la nueva luz ambiental que actúa a modo de sincronizador externo sobre el reloj biológico. “Por esa razón no es sólo habitual que en los primeros días se produzca un retraso de fase, sino que en esta ocasión, adaptar nuestro reloj biológico al nuevo horario, puede hacerse un poco más difícil”, señala el Dr. Carlos Tejero.

En la población sana, es relativamente habitual que el cambio de hora provoque alteraciones de sueño, dificultad para levantarse por las mañanas y cansancio. Algunas personas también pueden ver su estado de ánimo alterado. “Pero, en general, las consecuencias del cambio de horario son leves y transitorias. No obstante, personas mayores y aquellas que sufran alguna enfermedad que necesiten mantener sus rutinas y descansar de forma adecuada para no experimentar cambios en la frecuencia e intensidad de sus síntomas, son las que se pueden ver más perturbadas por el cambio de horario”, explica el Dr. Carlos Tejero. “Sobre todo se da en personas que sufren cefaleas, epilepsia o algún trastorno del sueño. Por lo que lo aconsejable para todos, pero en especial para estas personas, que traten de tomar ciertas medidas para adaptarse de forma progresiva al cambio de horario y la vuelta a la rutina”.

La SEN aconseja, para minimizar los efectos del cambio de hora y la vuelta a la rutina:

  • Intentar, en la medida de lo posible, mantener regularidad en los horarios de alimentación y sueño.
  • Tratar de armonizar nuestra actividad con los tiempos de luz solar. Así veremos mejorado nuestro rendimiento.
  • Afrontar el cambio de forma progresiva y natural. No es aconsejable utilizar fármacos por mucho que creamos que nos puede ayudar en la adaptación al cambio.
  • Evitar o limitar el consumo de cafeína, alcohol, tabaco y otros productos estimulantes.
  • Evitar las siestas diurnas, en especial aquellas que superen los 20 minutos, para tener más sueño a la hora de acostarnos.
  • Antes de acostarnos se deben realizar únicamente actividades relajantes. Por ejemplo, se debe evitar realizar ejercicio físico justo antes de la hora de dormir.
  • Seguir otra serie de normas básicas de higiene de sueño:
    • Nuestro dormitorio debe ser confortable, aislado de ruidos y tener una temperatura agradable.
    • También es conveniente eliminar relojes y referencias temporales durante el sueño (tan solo deberíamos acordarnos del reloj cuando sonase el despertador).
    • Mantener una actitud positiva.

 

Comentarios de los visitantes