Nutriguía

Guía de Nutrición, Cocina, Salud y Lifestyle
Página dedicada a la Gastronomía y la Nutrición. Noticias, artículos, consejos, libros, restaurantes y recetas desde ambos puntos de vista. ¡El placer de cuidarse comiendo bien!

ConSuPermiso - gana dinero desde casa

Lipobiotic Detox, tu ayuda para el control de peso

Hoy en Nutriguia.com queremos presentarte la novedad 2017 de los Laboratorios Arkopharma para el control de peso: Lipobiotic Detox, 4,3,2,1, un producto con 7 unidosis que ayuda a detoxificar, porque tiene alcachofa, y que contribuye al metabolismo de las grasas/control de peso gracias al guaraná. ¿Estás pensando en hacer dieta o quieres perder peso de cara al verano? La mayoría de la gente contestará que sí, y yo me incluyo también.

Relacionados

Postres sin lactosa. Las mejores recetas de Orielo´s Kitchen, el canal nº 1 de recetas sin lactosa

Comprar el libro Comprar el libro

Cada día hay más personas intolerantes a la lactosa. Afortunadamente, también cuentan cada vez con más productos pensados para estos. Pero los que son adictos al dulce no lo tienen fácil para seguir disfrutando de helados, tartas y otros muchos dulces. Juanjo Fernández, creador de Orielo’s Kitchen, nos demuestra en este interesante libro que los golosos también pueden vivir una vida #happysinlactosa. Con prólogo de la cantante Mónica Naranjo, intolerante a la lactosa.

LibrosEnRed-Libros digitales

De Interés




Time for fashion
A place to go
Sinestesia Gastronomica
Tartas Fondant Mariceli

Webs amigas




Suscribete por RSS  Siguenos en Google+

La carne cocinada aporta más energía que la cruda

Los seres humanos están adaptados biológicamente para obtener ventajas de los beneficios de la cocina. Así lo indica un nuevo estudio, realizado por investigadores de la Universidad de Harvard (EE UU), que muestra cómo se obtiene más energía de la carne cocinada que de la carne cruda.

NCyT, Noviembre 2011

Cocinar tuvo una relevancia clave en los pasos que ha seguido la evolución del hombre. Por ello, según Rachel Carmody, investigadora de la Universidad de Harvard y directora de un trabajo que publica la revista Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS), "es sorprendente que no entendamos las propiedades fundamentales de los alimentos que comemos”.

El estudio de Carmody ofrece avances teóricos de la evolución humana y una visión práctica para la nutrición moderna. “Los métodos bioquímicos para determinar el valor calórico que aparece en las etiquetas de los alimentos no tienen en cuenta los efectos energéticos de su transformación”, explica a SINC Carmody.

Los autores alimentaron a dos grupos de ratones durante más de 40 días con una dieta basada en carne o patatas preparadas de cuatro formas: todos los alimentos crudos e intactos, crudos y machacados, simplemente cocidos y cocidos y machacados. En el transcurso de las dietas, controlaron los cambios en la masa corporal de cada ratón y observaron cuánto utilizaban la rueda de ejercicio de su jaula. Los resultados mostraron claramente que la carne cocida aportaba más energía a los ratones que la carne cruda.

" La energía es la razón principal por la que nos alimentamos", subraya Carmody. "Esperamos que nuestro trabajo estimule nuevas investigaciones que mejoren la gestión de la ingesta calórica".

Los humanos ya comían carne cruda hace 2,5 millones de años, cuando todavía no controlaban el fuego. Probablemente la golpeaban con herramientas antes de comerla. Más tarde, hace 1,9 millones de años, el cuerpo de los primeros humanos creció, su cerebro se hizo más complejo y adquirió habilidades para correr largas distancias, con lo que el aporte energético de su dieta se hizo más importante.

“Nuestro trabajo refuerza la idea de que la adopción de la cocina fue un evento importante en la evolución humana”, apunta Carmody. “Cocinar habría aportado la energía necesaria a los primeros humanos para superar esos cambios evolutivos tan costosos energéticamente”.

Para Richard Wrangham, profesor de Antropología Biológica de la Universidad de Harvard, la importancia de la teoría de Carmody, defendida por él anteriormente, está en que "por primera vez sabemos por qué la cocina es tan importante cultural y biológicamente: porque nos aporta más energía, y en la vida la energía es muy importante".

Comentarios de los visitantes